La-Tacita-de-Plata-café

3 restaurantes en el Centro Histórico que evocan nostalgia

El Centro Histórico está lleno de anécdotas, historias, personajes y leyendas. Cada vez que recorro sus calles me resulta necesario hacer una pausa para ver cómo el sol ilumina las cúpulas de las iglesias viejas en los atardeceres.

Para mí, el ambiente tan particular del Centro, con su riqueza histórica y cultural, es perfecta para combinar con una taza de café y para eso siempre busco diferentes opciones. A continuación te recomiendo tres destinos muy acogedores, relajados e impresionantes, ideales para reflexionar, platicar y conocer personas:

 

Casa La Rosa de Madera

Esta casa tan particular fue construida a principios del siglo XX. Su estilo arquitectónico conjuga elementos propios del Art Deco y Art Noveau y posee varias habitaciones que son utilizadas como espacios para eventos y recepciones. En la entrada se puede observar el patio principal lleno de flores  junto a una fuente.

Casa La Rosa de Madera fue inaugurada al público en el 2006 y obtuvo su nombre porque en los marcos de todas las puertas y ventanas hay pequeñas rosas de madera tallada, un elemento decorativo muy característico de las casas antiguas.

Luego de una minuciosa restauración llevada a cabo por sus propietarios que buscaron rescatar la belleza que posee dicho inmueble, la casa fue declarada Patrimonio Cultural de la Nación categoría B en ese mismo año.

Aparte de probar un excelente café guatemalteco pude degustar una deliciosa comida mediterránea la cual se caracteriza por incluir elementos naturales como aceite de oliva, albahaca, sábila, romero, tomillo y laurel, entre otros. Para su preparación no se utilizan colorantes ni saborizantes artificiales. Basados en estos conceptos, Iris Martínez, chef y administradora del lugar, me preparó los siguientes platillos:

Entremeses españoles

Jamón Serrano

El jamón Serrano es un elemento propio de la gastronomía española, su sabor es un tanto dulce y tiene un aroma muy agradable. Se acompaña de aceite de oliva, aceitunas y pan baguette preparado en horno de leña. Su precio es de Q60.

Patatas Bravas

Estas son unas papas fritas preparadas en aceite de oliva y acompañadas de dos tipos de salsas: una salsa brava de tomate casero con chile picante, y una salsa “alioli” compuesta de mayonesa y ajo. Este plato tiene un costo de Q35.

Cazuela de gambas al ajillo

En España se utiliza la palabra “gamba” para definir a los camarones. En este plato se les fríe en aceite de oliva con ajo, chile picante y perejil picado. Según la tradición española, este platillo debe servirse en una cazuela de barro. Su costo es de Q60.

Tortilla de patatas

Esta tortilla está compuesta por papas fritas en aceite de oliva, cebolla y huevo batido, acompañada de una ensalada de tomate y cebolla con una vinagreta española. Tiene un precio de Q35.

Platos Fuertes

Pollo al ajillo

Esta receta tradicional española consiste en una pieza de pollo frito en aceite de oliva, con abundantes lascas de ajo y vino blanco. Se acompaña de papas fritas y ensalada. Su precio es de Q50.

Moussaka de Berenjenas

Esta receta griega está compuesta de una capa de berenjenas fritas en aceite de oliva rellenas de salsa de tomate con carne picada, rematada con queso parmesano gratinado. Se sirve en cazuela de barro y tiene un costo de Q60.

Platos de temporada

Bacalao noruego a la vizcaína

Se prepara con aceite de oliva, salsa de tomate casera, chiles pimientos morrones, alcaparras y cebollas curtidas. Se acompaña de arroz blanco, curtido de vegetales y tamalito blanco. Este último acompañamiento le da el toque chapín que entrelaza ambas culturas. Su precio es de Q75.

Pizza de atún a la Gallega

Esta pizza española es elaborada con atún, pimientos, cebolla, ajo, aceitunas, huevo duro, aceite de oliva y especies mediterráneas. Una opción de temporada que no te puedes perder. Tiene un costo de Q65.

DIRECCIÓN: 6a. calle 1-33 zona 1
HORARIO: lunes a sábado de 7 a.m. a 7 p.m.
FACEBOOK: @larosademadera

Café León

Continuando con mi recorrido me topé con este café de trayectoria en el Centro Histórico, tan especial y anecdótico, fundado en 1938 por Salvador León. Al entrar fui recibido muy amablemente por su director actual, Arturo Rodríguez, quien me contó que la idea y la esencia de Café León es mantener un espacio donde podás compartir y pasar un buen rato con tus amigos o familiares, acompañado de un buen café y por supuesto, antojitos propios de la gastronomía guatemalteca.

Su ambiente relajado te permite platicar y dejarte llevar al pasado, evocando recuerdos de la Guatemala de antaño. Cabe destacar que en este 2018, Café León arriba a sus 80 años en donde ha visto pasar los sucesos políticos y sociales más importantes de la historia de nuestro país. Personajes icónicos se detuvieron en algún tiempo en este café, como el destacado deportista Mateo Flores o el famoso pintor Roberto González Goyri.

Mensualmente este café tan emblemático se convierte en un espacio abierto para que los artistas locales presenten sus obras en cualquier rama del arte: escultura, fotografía, música o literatura, brindando de esta forma una ventana de expresión artística, además de un excelente y delicioso menú.

En mi estadía por Café León pude probar algunas de las opciones más solicitadas:

Frappuccino

Bebida preparada a base de frozen de expreso, leche y chocolate (Q20). Lo acompañé con un delicioso Pie de café (Q18 la porción).

Pastel a la modissima con capuchino

Este postre está hecho a base de manzana y se acompaña con una bola de helado de vainilla. Tiene un costo de Q23 y la bebida perfecta para degustarlo es un capuchino frío que se sirve en dos presentaciones: normal  (Q14) y  jumbo (Q20).

Flautas

Una de las opciones saladas muy recomendadas son estas deliciosas tortillas de pollo o res, bañadas con salsa hecha en casa, queso y crema, acompañadas de ensalada verde y refresco natural de Jamaica. Este combo tiene un costo de Q35.

DIRECCIÓN: 8a. avenida 9-15 zona 1
HORARIO: lunes a sábado de 7 a.m. a 6 p.m.
FACEBOOK: @Café León

La Tacita de Plata

Este café abrió sus puertas oficialmente el 2 de enero de este 2018. Su nombre hace referencia al apelativo que adoptó la Ciudad de Guatemala en la década de 1930 durante el gobierno del general  Jorge Ubico Castañeda debido al esplendor y desarrollo que tuvo la Ciudad por la construcción de varios inmuebles, elegantes teatros, iglesias dignas del más profundo respeto, grandes casas coloniales, amplias avenidas y pintorescos callejones que la hacían muy esplendorosa.

El administrador del lugar, Luis Herrarte, me comentó que tanto él como su familia han estado siempre ligados al Centro Histórico, por lo que quisieron rescatar y no dejar en el olvido este sobrenombre con el que fue conocida la Ciudad, dado la importancia del mismo. El concepto del Café es dar un trato personalizado a sus clientes y tener una decoración que involucre elementos que lo hacen único. Por ejemplo, el poema de La Niña de Guatemala, de José Martí, puede leerse en una de sus paredes.

Su amplia variedad de cafés e infusiones hacen que el sitio sea incomparable. Además tienen deliciosos paninis que poseen nombres muy curiosos y que representan los distintos barrios de la Ciudad. Día con día ofrecen 2 tipos de menús diferentes para el almuerzo y entre sus bebidas, estas fueron las que probé:

Café Marroquino

Esta bebida preparada a base de chocolate oscuro, café expreso y leche espumada se acompaña de un pequeño pretzel de chocolate oscuro, con un toque de naranja. Tiene un precio de Q25.

Hello Sunshine

Bebida frozen preparada con lichi, maracuyá, jugo de naranja, frutas deshidratas, pétalos de rosa y mora. Su costo es de Q30.

DIRECCIÓN: 11 calle 6-11 zona 1
HORARIO: lunes a jueves de 7 a.m. a 7 p.m.
Viernes y sábado de 7 a.m. a 9. p.m.
Domingo de 9 a.m. a 5 p.m.
FACEBOOK: @La Tacita de Plata

Gerber Consuegra

Mi inspiración proviene de escuchar DnB a todo volumen. Además, me gusta contar historias increíbles pero ciertas. ¿Cuál es la más insólita? Leeme para averiguarlo.