Muñecas Barbie

¿Por qué es importante que Barbie haga muñecas de mujeres icónicas?

La muñeca Barbie fue lanzada en 1959 y desde entonces ha formado parte de la niñez de millones de mujeres, yo incluida.

Tuve la dicha de nacer en un hogar en el que los roles de género no fueron una ley. Mis papás eran bastante frescos conmigo y con mi hermano mayor, y no recuerdo algún momento en el que nos hayan impuesto o prohibido hacer algo basándose en nuestro género.

Cuando nací heredé los juguetes de mi hermano que me lleva 7 años. Tuve desde pistas de carros hasta un León-O de los Thundercats que después terminé usando de Ken porque mis papás nunca me compraron uno. También fui la feliz dueña de una colección bastante amplia de muñecas y aunque eran diferentes entre sí, en los noventas todas eran princesas, tenían un vestuario relacionado a una estación climática, usaban un traje de novia o eran mamás.

En mi caso me tocaba que inventarme las historias. ¿Cuál era la identidad de la muñeca? ¿Qué hacía? ¿Con quiénes se relacionaba? Convertí a una versión de chica de playa en una doctora a la que le hice un pésimo corte de pelo (tanto, que lloré ese día cuando vi el resultado); tuve otra que traía accesorios para que “tuviéramos nuestra primera fiesta de té” y terminó cuidando animales en un zoológico.

Nunca tuve la idea ni ilusión de parecerme a ellas. No me alentaron ni me sentí presionada a ello, pero de alguna forma. las situaciones externas, las personas y  lo que nos rodea en general se vuelve, en algún momento, una especie de modelo de conducta y en esa línea, la muñeca Barbie lo ha sido para varias generaciones.

La buena noticia es que recientemente la marca lanzó una colección inspirada en mujeres icónicas reales. Las niñas ya no tendrán que usar su imaginación si quieren salir del prototipo que propone el juguete original, pues cada muñeca trae información sobre quién es la mujer detrás de ella, las barreras y estereotipos que logró vencer y las huellas positivas que dejó en la sociedad. Puede ser que a muchos les parezca que fabricar y vender estas muñecas no cambia nada, pero sí es una forma de empezar a modificar los modelos percibidos por las niñas.

La sociedad ha avanzado de manera que ahora, hasta nos parece ridículo el hecho que antes las mujeres no pudieran votar. Ojalá que lleguemos también a un punto en el que nos parezca retrógrado pensar que se nos cuestione por hacer determinadas cosas como por ejemplo, estar interesadas en seguir una carrera en la ciencia, deportes o arte.

La línea que une a las 17 mujeres que inspiraron esta colección es el haber alcanzado sus sueños y trabajado para poder lograrlos, por muy locos que hubieran parecido en su momento, como ser pionera en la aviación, en el caso de Amelia Earhart o directora de cine, como Patty Jenkins.

Estas son las mujeres que inspiraron la colección:

Katherine Johnson – física y matemática de la NASA

Frida Kahlo – artista

Ibtihaj Muhammad – campeona olímpica de esgrima

Nicola Adams Obe – boxeadora

Hui Ruoqi – jugadora de voleibol

Ava Duvernay – directora de cine

Gabby Douglas – campeona de gimnasia

Chloe Kim – campeona de snowboard

Xiaotong Guan – actriz y filántropa

Bindi Irwin – ecologista

Leyla Piedayesh – diseñadora y emprendedora

Sara Gama – futbolista

Yuan Yuan Tan – bailarina

Patty Jenkins, directora de cine

Ashley Graham, modelo y activista

Hélène Darroze – chef reconocida a nivel mundial

Martyna Wojciechowska – escritora y periodista

Amelia Earhart – pionera de la aviación

Astrid Morales

Soy una veinteañera que edita textos durante el día y busca historias invisibles por la noche. Amante del cine independiente, los vinilos, la fotografía. Me gustaría vivir en un mundo que se vea como una película de Wes Anderson y suene a Kraftwerk.